... o vida y obra de la tribu del tofu, como gusten ustedes.

10 de enero de 2008

La dieta mediterránea

Buenas,

la noticia del día ha sido, en temas nutricionales, que los escolares españoles no comen frutas ni hortalizas así les maten. Es decir, el 23% no sabe a qué sabe un tomate, el 32 % las espinacas y el 15% las naranjas. Así, como suena. En su vida han comido dichos productos. Y luego todo el mundo se da golpetazos en el pecho hablando de la dieta mediterránea, que para más de uno es comer jamón y tomar aceite de oliva. En la tele, hablaban que gran parte del problema viene por que se considera que los niños no deben comer lo de los mayores. Es decir, que si haces un potaje con espinacas, al niño le tienes que hacer otra cosa, porque, "Es que al niño no le gusta el potaje". Cosa muy extendida, por otra parte. La noticia la tenéis aquí:

El 15% de los escolares no ha probado una naranja

Nosotros con Pablo hacemos lo siguiente. Si le damos a comer algo nuevo y no le gusta nada de nada, se le hace otra cosa. Como le demos algo que ya deba comer, o come eso o no come nada. Vaya peleas en casa de las abuelas con este tema, por que se emperra que no quiere algo y rápidamente le quieren hacer otra cosa. Pues no, si no quiere comer, que no coma. Pero tonterías con la comida, ninguna. Lo que si es cierto, que si hacemos potaje, el suyo lo especiamos menos, para que aprecie esos sabores que nosotros ya no apreciamos.

Qué gracia me hace esto de la dieta mediterránea y sus defensores a ultranza. En fin.

Como yo no soy seguidor de dicha dieta, ayer me casqué dos hamburguesas que no se las saltaba un gitano con pértiga. Lo novedoso del tema no es esa cena, que siempre que puedo la hago, si no que probé las famosas hamburguesas de la señorita Mc Cartney. No tienen nada que ver a las hamburguesas de herbolario, pero nada de nada. No digo que sean mejores o peores, si no que no tienen nada que ver. Para empezar, se hacen al horno, 15 minutos. Cuando las sacas, rezuman como una especie de líquido negro (parecido a la carne de soja) y toda la casa huele a barbacoa. La textura que tienen me recuerdan a la de la carne de bicho, al igual que su sabor (bien es cierto que mis recuerdos puede que no sean precisos). Resumiendo, que es lo más parecido a comerse una buena hamburguesa, con sus churretes por los lados. Estan cojonudas. Ale, ya lo he dicho.

Y esto es todo, que tendré que ir a por más de estas, que son buenísimas.

Besitos.

8 comentarios:

Tania dijo...

Eh, eh, que con el aceite de oliva no se puede meter uno tan a la ligera! Jeje!

Yo no tengo hijos, pero en mi casa sucedió algo parecido a lo que dices de "prepararle algo distinto a la niña" cuando mi hermana decidió que no le gustaban las lentejas... Creo que la odiaré para siempre, porque mi madre no las ha vuelto a preparar!! Menos mal que ahora vivo sola y puedo comerlas... ¡¡siempre que quiera!!

Pero en cuanto a lo demás... Lo mejor es no ceder, es importante probar las cosas, conocer lo sabores... Seguro que hay cosas que no gustan, cada uno tiene sus preferencias, pero eso sí, equilibrado. Una cosa es que no te gusten los guisantes y otra que no comas nada de verdura. Nada de nada.

Como tú dices: en fin...

Anónimo dijo...

¿Y dónde consiguió usted esas hamburguesas?
(Si no es cotillear mucho ;-P)

megari dijo...

Hola!

Con mi niño hacemos lo mismo que ustedes y las abuelas se rasgan las vestiduras. Pero mejor que no coma un día que que se nos vuelva un caprichoso. Tampoco comprenden sus abuelas que no se pica entre horas. Qué le vamos a hacer...

Nosotros, por motivos de trabajo, vivimos muuuuuuu lejos de las abuelas, así que no nos lo malean demasiado. Aunque se han pasado todas las comidas diciendo: hijo, ya te daremos filete sin que se enteren tus padres cuando sean mas grande (esto mis suegros q mis papas son vegetas). No comment

Bueno, que te quería preguntar yo una cosilla: cómo haces pa los omega 3 y 6 pa el peke tuyo?

Saludos y feliz año

megari dijo...

ups, que no se entiende mi comentario. Se han pasado todas las comidas de esta NAVIDAD. Que es que en vacaciones bajamos a nuestra Andalucía natal a ver a la family.

Tito Chinchan dijo...

Buenas,

Tania, nadie se mete con el aceite de oliva, sólo digo que la dieta mediterranea no es sólo aceite de oliva, también lo son las aceitunas, jajaja. Tienes razón también con que puede que a un niño no le guste algo, pero nada de verduras no puede ser.

Anónimo, eso que me dices lo cuento en el post anterior, en los comentarios. Es una tienda que me parece que se llama "The food hall" (tienen página web).

Megari, a mí peque le dice eso alguna abuela y le vuelve a ver por fotos. Con esos temas en nuestra familia no se juega (o te pones duro o eres el pito del sereno). Lo de los omegas la verdad que ando mareado con ellos, hasta el punto que paso ligeramente de ellos. Es decir, diariamente le damos a Pablo una cucharada de aceite de lino, que es lo mejor para los omegas. Cuando sea más mayor, le daremos bien de frutos secos (crudos), que eso gusta a todo el mundo y poco más. Hace un tiempo leí que los vegetarianos, al comer pocos omegas 6, nuestra tasa de absorción de los omegas 3 era muy superior a la de los omnívoros. Y como se lo leí a un médico, pues tan tranquilo. De todos modos, las leches de niños llevan todos los omegas necesarios, y de momento no se lo pensamos quitar el biberón.

Besitos.

Tania dijo...

No sé si os servirá, pero las algas tienen omegas y muchas sales minerales! Lo que hago yo es echar una grande cuando hago una sopa o un guiso algo así y luego la puedes apartar para comer (o la dejas que están buenísimas!!) de forma que el agua de la cocción queda llenita de las cosas buenas del alga!!

megari dijo...

Gracias, tendré en cuenta lo del aceite de lino y lo de las algas. A mi pediatra no le puedo preguntar porque cuando la introducción de la carne, según su calendario, ya le comenté que Diego sería vegeta igual que sus papis y me dijo que no me preocupara, que había muuuuuchas alternativas a la carne, por ejemplo el choped de pavo!!! Así que lo llevamos lo preciso y no le decimos nada de lo que come. Tengo que buscarme otro.

Yo espero que la leche materna tenga también omegas de esos, porque es lo que toma todavía mi chico.

Saludos

elena dijo...

pues que sepa usted, que las hamburguesas originales las inventaron los romanos, así como los bocadillos. Y luego la heredaron los árabes, que también le daban a los buñuelos y demases.
y nadie me negará que eso no es pura cocina mediterránea. Lo que pasa es que los norteamericanos han prostituido y engrasado feamente esta receta, y luego difundido por el mundo como si fueran los creadores. Pero no.

así, que querido tito chichan, creo que eres un verdadero amante de la cocina mediterranea. Mal que te pese

:)


besos a la gran familia

Últimos comentarios

Archivo del blog