... o vida y obra de la tribu del tofu, como gusten ustedes.

13 de noviembre de 2011

Hoy me he acordado

Buenas,

en lo que se termina la paella de arroz bomba de los domingos, me he acordado de una anécdota del cole. En mi clase había un chaval, típico mal estudiante, que sólo le interesaba dibujar y jugar al fútbol. De mis compañeros del instituto ni me acuerdo de sus nombres, ni tengo el más mínimo interés en hacerlo. Pero de los compañeros del cole, creo que podría decir nombre y al menos un apellido de casi todos ellos. Total, con 12 años, más o menos, llegó contando que iba a hacer una prueba para jugar en el Real Madrid. Esta noticia era más que suficiente por sí sola, pero si además el profesor de sociales (y educación física cuando esta materia se llamaba gimnasia y podía impartirla cualquiera) dejaba de dar clase y dedicaba el tiempo a hacerle un retrato a lápiz, la cosa alcanzaba dimensiones épicas.

Finalmente, hizo la prueba en el Madrid, y le cogieron. Pasado un tiempo, nos contó que había tenido que dejarlo, dado que sus padres no le podían pagar el bonobús. No se si era verdad, pero recuerdo que en su momento lo tomé con mucha naturalidad, y no pasaba nada. Pero hoy, me ha venido a la cabeza y me ha dado mucha pena acordarme de Enrique. Por suerte, como dije antes, recuerdo su nombre completo y según nuestro amigo google, tiene un negocio próspero. Quizá algún día vaya a verle.

Besitos.

2 comentarios:

eu dijo...

No tengo mucho que decir, echaba de menos alguna entradas, espero que los enanos y el medio calabacín estén bien.

besos,

Juan dijo...

Cuando una puerta se cierra otra se abre, o eso dicen! Me encanta tu blog. Un saludo.

Últimos comentarios